Para garantizar la máxima eficiencia en la prevención de riesgos laborales se redactan los estudios de seguridad y salud, donde se identifican los riesgos laborales existentes propios de los procedimientos, equipos técnicos y medios auxiliares a utilizar y actuando sobre los mismos, aplicándoles y especificando las medidas preventivas colectivas o individuales que los eliminen o hagan tolerables en el proceso constructivo.